The Disaster Artist… James Franco logra una genialidad a partir de un desastre total

el

Pocas veces logra la gente superar el miedo al ridículo, y generalmente son aquellos que se atreven y lo logran, al poner un pie fuera de la línea de lo “normal”, los verdaderamente valientes, los que  logran estar a un paso de la grandeza… claro que el que el destino verdaderamente los lleve este, varia de persona a persona. Uno de estos “elegidos”, que suele pensar un poco más allá de lo establecido, es James Franco, quien generalmente es un tanto subestimado dentro de la maquinaria Hollywoodense, y quien, en este caso, de manera extraña, se aleja de esas imperantes ganas de reconocimiento, para terminar, siéndolo, lo que ya le ha valido premios y nominaciones gracias a esta, su nueva película “The Disaster Artist”.

James Franco interpreta a Tommy Wiseau, un muy extraño ente, que por cosas del destino, pasara a la historia del cine como “el peor director”  (dándose un quien vive con Ed Wood y Uwe Boll) gracias a su auto financiada, escrita y dirigida cinta “The Room”, que ha adquirido el status de “de culto” y que suele tener proyecciones nocturnas en todo el mundo (muy al estilo de “Rocky Horror Picture Show”) y que es precisamente el ser tan mala, lo que cada vez le construye un ejército más sólido de seguidores… de esas cosas inauditas que poco comprenden, pero que suceden.

 

 

Sin mas efecto o complicaciones que la historia detrás de una pésima película y los involucrados en la misma, The Disaster Artist, viene a contarnos la historia de un personaje que vive entre nosotros, se mueve con nosotros y hasta se parece a nosotros, pero como el bien lo dice, vive en su propio mundo, donde el es feliz como es y no le preocupa lo que nadie diga o piense sobre el o lo que hace, convirtiéndolo en una especie de “Quijote” Hollywoodense, o algo así como un autor maldito del libro cinematográfico, eso sí, gracias a su inmensa fortuna personal, digo, ¿así quien no haría su propia película?.

La historia que llevo a la creación de “The Room”, comenzó por allá del año 2000, cuando Tommy y su amigo Greg Sestero (Dave Franco), amigos ya de hace unos, no logran conseguir trabajo en Hollywood, y entonces, así, de la nada, deciden hacer su propia película, de la cual, el guion seria escrito por Wiseau, lo que el llama su obra maestra… un triangulo amoroso que… pues… realmente no tiene pies ni cabeza, pero donde el y Sestero serán los protagonistas.

Habría sido muy sencillo para Franco convertir esto en una burla total a la personalidad y falta de talento de Wiseau, pues créanme que el personaje se presta, pero es mucho mas interesante ver como se transforma en él, la manera en que hace suyos sus ademanes, su forma de hablar y de pensar, y se aleja de una adaptación caricaturesca, y se va mas por el lado de admirar un espíritu diferente a cualquiera, al que no le importa el ridículo ni el pensamiento colectivo, quien llega a realmente creerse su papel como director, a pesar de no tener idea alguna, cosa que lo convierte en un solitario.

Una gran recomendación para no perderse, pues es increíble que, del desastre, James Franco sea capaz de entregarnos una joya imperdible.

 

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

w

Conectando a %s