Review de “Star Wars: El Ascenso de Skywalker” ¿complacer a los fans o servir a la historia?

Vaya que las últimas películas de Star Wars no han estado libres de polémica, ya que, gracias a la fama que posee la saga, es al parecer la que mas ha generado este sentido de apropiación por parte de los fanáticos, para lo cuales al parecer ya nada es lo suficientemente bueno, como por ejemplo la respuesta tan dividida que genero el estreno de “Los Últimos Jedi”, de quienes algunos llegaron a expresar que les había “destruido” la historia (algo dramáticos y exagerados, pero bueno) además de algunas decisiones que tal ves por no estar involucrados directamente en el proceso de producción de la cinta nos es difícil comprender, como el despido del director original Colin Trevorrow, lo que trajo de vuelta a J.J. Abrams, quien por momentos, se nota mas en la necesidad de “complacer” al publico que dar lo mejor de su talento como director, sintiéndose mucho la necesidad de justificar decisiones tomadas en la entrega anterior, y que termina sintiéndose mas una secuela del capitulo 7, lleno de acción y fan service al por mayor. Pero no me malentiendan con esto, no intento decir que sea una película mala… fallida en algunos aspectos, sí, pero aún así entretenida, y lo suficientemente buena como para que, como buen Warsie, me la haya aventado dos veces el día del estreno. Buenas actuaciones, momentos de lagrimita, mucha nostalgia y el cierre de una historia que ha sido parte importante de nuestras vidas durante mas de 40 años. Un intento de mandar contentos a casa a una fanaticada que se ha fracturado con los años.

En esta última entrega de la saga Skywalker, descubrimos que el emperador Palpatine (Ian McDiarmind) esta vivo y planea restaurar a los Sith y al Imperio, tras un largo periodo tras las sombras en el lejano y desconocido planeta ha esperado el momento indicado para colocar en el trono de un nuevo imperio a aquel que será su sucesor, todo a través de su “Orden Final”. La instrucción especifica que Palpatine da a Kylo Ren (Adam Driver), es que, para ser el su heredero, deberá encontrar a Rey (Daisy Ridley), con quien tiene un asunto el cual terminar.

La Resistencia sigue a cargo de Leia (Carrie Fisher) y en ella aún encontramos a Poe (Oscar Isaac), Finn (John Boyega), Rose (Kelly Marie Tran), Chewbacca (Joonas Suotamo) y C-3PO (Anthony Daniels), quienes han marcado al movimiento con su convicción y necesidad de paz a lo largo de toda la galaxia, pero al que lamentablemente, gran parte de esta, aún teme agregarse a sus filas. La única opción para Rey, es encontrar uno de los dos “Sith Wayfinders”, el cual funciona como una especie de mapa, para poder llegar a este terrible lugar.

Después de un inicio un tanto lento, la cinta comienza a agarrar su paso, bajo la influencia de un ya muy probado director como Abrams, al momento en que comienza la acción, y en donde se preocupa menos por el que dirán, para terminar con justificaciones y soluciones un tanto baratas en algunos puntos que solo terminan dañando a la cinta en su camino a ser ovacionada como una gran película, y no pasando de un buen entretenimiento de fin de semana (y hablando de un cierre de historia tan importante como este, ese no es realmente el mejor escenario).

También pasa mucho que, en su necesidad de justificar eventos y contestar preguntas que dejo el capitulo anterior, deja de lado el permitirnos conocer mas de los personajes principales, como el pasado de Poe, o quien es la misteriosa Zorii… vamos un poco de profundidad nunca ha matado a nadie ¿O sí? Con locaciones conocidas, un fabuloso acompañamiento musical cortesía de, una vez mas, el increíble John Williams, grandes personajes que querremos por siempre (y algunos otros, como los tan esperados “Caballeros de Ren”, los cuales tienen el mismo problema que tuvo Phasma) y muchas resoluciones baratas que se notan fuera de ritmo, “El Ascenso de Skywalker” termina siendo un producto para pasar un rato agradable, sin pensar “de mas” con lo que estamos viendo, solo disfrutarlo, pues es un producto sencillo de digerir, pero nunca épico o memorable.

Así como la mascara de Kylo Ren, “The Rise of Skywalker” se ve obligada a reconstruirse a través de una historia golpeada por su propia fanaticada, pero a la que es innegable le quedan algunas grietas, las cuales tal vez no te impidan disfrutar la obra que tienes en frente, que tal vez le dan un poco mas de color, pero que nunca dejarán de ser imperfecciones para una saga, que merecía terminar de una manera inolvidable.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s